martes, 13 de agosto de 2013

El Cruce de Los Andes


"Lo que no me deja dormir es, no la oposición que puedan hacerme los enemigos, sino el atravesar estos inmensos montes”, le escribe José de San Martín a Tomás Guido. Esa travesía, en la que participaron miles de hombres y animales, implicó una organización extraordinaria cuyos detalles vale la pena conocer


LA ESTRATEGIA DEL CRUCE
Luego será oportuno profundizar el tema buscando  información sobre cómo fue el cruce de los Andes.  En el sitio del Instituto Nacional Sanmartiniano hay una página al respecto (http://www.sanmartiniano.gob.ar/textos/parte2/texto052.php) donde se incluyen varios artículos con información muy abundante, sobre todo el de Guillermo Furlong S.J., “El cruce de los Andes”, disponible enhttp://www.sanmartiniano.gov.ar/textos/parte2/texto060.php
En ese texto hay datos muy interesantes sobre el aspecto práctico de esta travesía: la falta de agua, los pasos peligrosos –de 1600 caballos llegaron solo 511 a Chacabuco-, el frío, las provisiones (en la película se ve a varios soldados comiendo cebolla, ya que, como se explica en el texto, era un remedio para el mal de altura), que pueden ser investigados para tener una idea más cabal del desafío que significó el cruce de los Andes.
Los artículos de Bartolomé Mitre, de José Luis Busaniche y de Leopoldo Ornstein, disponibles en esa misma página, también contienen muchos datos significativos al respecto.
Como se trata de textos largos, tal vez resulte práctico dividir a los alumnos en grupos y que cada uno de esos grupos investigue un aspecto distinto.
Si trabajan en contexto uno a uno, pueden descargar los textos en .pdf y trabajar con el programa PDF Maker.
Para sistematizar la información, pueden usar el Cmap Tools, la herramienta que se utiliza para construir mapas de ideas.